La cocina de Evita

 

Si alguna vez llegaran ustedes, queridos lectores, al pueblito de don Amaranto, los recibirán hospitalariamente y los llevaran a ver la atracción turística que tienen: “La Carusita de Evita”.

¿Qué donde queda este pueblito, me preguntan?

Les diré que lo busquen al suroeste de nuestra provincia, entre las sierras de la Ventana y las llanuras donde la pampa se empieza a volver Patagonia.

También pueden encontrarlo en el corazón y la memoria de muchos argentinos que hoy habitan en los suburbios de las grandes ciudades y otros lugares de la patria.

Anuncio comercial (revista Mucho Gusto, año 1948)

Anuncio comercial (revista Mucho Gusto, año 1948)

Osvaldo Furlani
Marzo 2010
Año del Bicentenario


 

One thought on “La cocina de Evita

  1. Eduardo Caru, mi abuelo, fundó la casa Carú importadora de maquinas de panadería en general y de amasar en particular (Máquinas Pensotti). Cuando murió, en 1944, lel comercio se vendió con nombre y todo a unos hermanos Rodríguez que en lugar de importar máquinas de amasar empezaron a fabricar cocinas, y luedo otros aparatos domésticos.
    Es verdad en guaraní “carú” significa mas o menos ” a comer!!!”

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *